El acceso a la educación y la permanencia escolar es más difícil en zonas urbanas

Múltiples factores inducen a los niños, niñas y adolescentes a abandonar la escuela. Cuatro experiencias integrales trabajan en esa deficiencia: en el área rural el Programa Niña Indígena y el Programa Yachay Wasi que abordaron fundamentalmente problemas de acceso; y en las áreas urbanas el Proyecto Niña Trabajadora y el PENNAT que estuvieron dirigidos a menores en situación laboral.

Un estudio de la Unidad de Análisis de Políticas Sociales y Económicas (UDAPE) y del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) sobre esas cuatro experiencias de apoyo a la educación, con datos hasta 2007, muestra que hicieron “transferencias en efectivo (a sus beneficiarios), material escolar, transporte escolar, hospedaje y alimentación”, y en algunos casos acompañamiento pedagógico y psicológico, atención básica en salud, capacitación laboral, actualización informática o fortalecimiento de derechos y de identidad.

Educación bolivianaEl estudio titulado “Incentivos a la demanda educativa. Revisión de cuatro experiencias integrales” muestra, con base en entrevistas con los beneficiarios que en el área rural se logró “promover la permanencia de los estudiantes en las escuelas y reducir la deserción escolar”. Pero en el área urbana, tomando en cuenta la matrícula y la cobertura de las escuelas, “los efectos en el acceso y en la permanencia podrían haber sido limitados”.

En el área urbana, por tanto, los programas estarían ayudando más bien “a retener en la escuela a los estudiantes en riesgo de abandono”.

En el Proyecto Niña Trabajadora, en la ciudad de El Alto, “no se encontró evidencia de crecimiento en la matriculación como resultado del programa”, tampoco de mejoras en la permanencia escolar y las tasas de abandono de incrementaron en el periodo de la aplicación del programa, aunque esto no puede ser atribuido a él. En el PENNAT, en la ciudad de Cochabamba, dice la investigación, es probable un incremento en la matrícula aunque no de consideración y es probable un incremento leve en la permanencia escolar.

En 2007 las razones por las cuales los niños y niñas no asistieron a la escuela fueron, según el INE, por trabajo en un 36,7% de los casos, por falta de interés en un 19,8% y por falta de dinero en un 16,1%. El estudio realizado en 2010 sobre los “Incentivos a la demanda educativa” muestra que los motivos para el acceso, permanencia y rendimiento escolar son múltiples.// PIEB


Siguiente
« Prev Post
Anterior
Next Post »